text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Mejorar la productividad: la clave está en jornadas de menos de 8 horas y más períodos de descanso

           Autor: María Moreno Sierra
Mejorar la productividad: la clave está en jornadas de menos 8 horas y más períodos de descanso
Mejorar la productividad: la clave está en jornadas de menos 8 horas y más períodos de descanso  |  Fuente: Shutterstock

Que la jornada laboral debe ser de 8 horas es, básicamente, un mito. Lo primero que hay que pensar es que esta cifra se fijó hace décadas, cuando la mayoría de los trabajos requerían de un cierto esfuerzo físico. Ahora, y gracias al avance de la tecnología, somos muchos los que finalizamos la jornada laboral sin prácticamente habernos levantado de la silla. ¿Es este un buen sistema para mejorar la productividad?

Está demostrado científicamente que los países más productivos son también aquellos que sus trabajadores realizan jornadas de menos de 8 horas. Ejemplo de ello es Luxembugo, un país con un promedio de 30 horas a la semana de trabajo, repartidas en 6 horas por día, 5 días a la semana. Ni que decir tiene que una disminución de las horas de trabajo no influye en el salario, que es más alto que el que ofrecen aquellas empresas con horarios prolongados.

Porque está demostrado que una jornada más extensa no supone mejores resultados, ya que todo profesional, llegado a un punto, deja de producir al máximo rendimiento. ¿Te interesa el asunto? Tratémoslo un poco más.

La mayoría de las personas aún realizan trabajos por hora y no por productividad. Es decir, un empleado tiene que estar 8 horas en la oficina, haya acabado el trabajo o no. Estas personas suelen afrontar la jornada laboral con tranquilidad, ya que tienen todo el día para desempeñar su tarea. El trabajo, básicamente, es una combinación de tareas a baja velocidad y distracción continua; porque sí, mirar el correo electrónico, leer el periódico o consultar las redes sociales interrumpe tu trabajo.

Las personas cuyo trabajo depende de sus resultados, como los freelance, suelen ser mucho más productivos, ya que se concentran el 100% en realizar su trabajo bien y rápido. Cuando terminan, pueden dedicarse plenamente a otros quehaceres y actividades de ocio.

Según las investigaciones de los expertos, el mejor trabajo es aquel que se realiza de forma intensa durante cortos períodos de tiempo, combinándose con espacios de recuperación de calidad. La clave para lograr la máxima productividad es seguir la fórmula del 20-80, 20% de trabajo eficiente van seguidos de un 80% de recuperación.

Científicamente hablando, este proceso se conoce como práctica deliberada. Esta fórmula afirma que no importa la cantidad de trabajo, sino su calidad, y que las ideas más creativas llegarán precisamente durante el tiempo de reposo, no cuando nos encontramos en la oficina y delante del ordenador.

¿Cuánto te gusta tu trabajo?

Descúbrelo con este test gratuito

Tags:

María Moreno Sierra

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.