text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Eres freelance? Diseña una oficina adecuada en tu propia casa

           Autor: María Moreno Sierra
¿Eres freelance? Diseña una oficina adecuada en tu propia casa
¿Eres freelance? Diseña una oficina adecuada en tu propia casa  |  Fuente: Universia

Que trabajes en casa no quiere decir que estés todo el día en la cama o tumbado en el sofá. Es importante, tanto para tu cuerpo como para tu mente, establecer un espacio adecuado para desarrollar tu actividad.

Sigue los siguientes tres consejos y disfruta de una oficina perfecta en tu propia casa:

 

1. Mobiliario

Escoge un lugar de la casa para preparar tu oficina; preferentemente que no sea ni el salón ni la habitación donde duermes, ya que es importante marcar barreras. Tu cerebro necesita saber cuándo es hora de trabajar y qué momentos deben destinarse al ocio, por ello es importante que establezcas tu oficina fuera de la zona de confort.

Compra un escritorio amplio para que puedas colocar todo el material que necesites: ordenador, tablet, folios, cuadernos, bolígrafos, impresora, escáner, calendarios, etc. Ni que decir tiene que debes disponer de una buena conexión a Internet, además de contar con todos los sistemas tecnológicos necesarios para realizar tu trabajo. Es recomendable que mantengas tu espacio colocado para mejorar tu rendimiento y tu productividad.

No debes utilizar cualquier silla. Asegúrate de que es ergonómica y se adapta perfectamente a tu espalda. Recuerda que pasarás en ella varias horas al día, por lo que es importante que estés cómodo.

 

2. Luz

Siempre que la casa te lo permita, intenta montar tu oficina en una habitación que esté orientada al sur o al este. Así podrás disfrutar de luz natural durante las mañanas.

La mayor parte de la información que recibimos es a través de la vista, por lo que es importante trabajar en un ambiente iluminado. La falta de luz puede acarrear una serie de problemas al organismo, como molestias oculares o el incremento de la fatiga visual. Además, puede provocar una bajada del rendimiento y un aumento de los errores.

 

3. Ruido

Aunque hay personas que trabajan con música, es importante que la oficina esté ubicada en un lugar tranquilo y silencioso. Todos los días hay momentos en los que necesitamos una concentración mayor, y por ello es necesario trabajar en lugares calmados y serenos.

Si tu casa posee un patio interior, monta la oficina en esa zona. Así te evitarás los ruidos del tráfico y los transeúntes. Ni que decir tiene que el teléfono de casa es una de las mayores distracciones. Apágalo y pon el contestador automático. Cuando acabe tu jornada laboral, podrás devolver todas las llamadas pendientes.

Si vives con más gente, intenta que la oficina esté separa del salón y la cocina. Así no oirás los ruidos de tus familiares o tus compañeros cuando estén haciéndose la comida o viendo la tele.


Tags:

María Moreno Sierra

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.