text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Conoce los beneficios de correr descalzo

           Autor: María Moreno Sierra
Conoce los beneficios de correr descalzo
Conoce los beneficios de correr descalzo  |  Fuente: Universia

El barefoot es una técnica deportiva que consiste en correr descalzo. Este tipo de running tiene detractores, como es obvio, aunque también una gran cantidad de seguidores que creen que este método está mejorando la salud de sus pies al permitir el movimiento natural de las articulaciones.

Aunque muchos pueden creerlo, no estamos hablando de nada nuevo. Abebe Bikila ganó una medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Roma (1960) corriendo descalzo. Este etíope, además de ser el primer africano en conseguir este metal, decidió recorrer los 42 kilómetros de la maratón sin zapatillas, ya que estas le hacían daño.

¿Te animas a practicar barefoot running?  Esta técnica puede ser, al principio, algo dolorosa, ya que el pie no está acostumbrado a tal impacto. Por ello, te aconsejamos que comiences utilizando zapatillas minimalistas (aquellas que parecen un guante para los pies). Estas mejoran el contacto del pie con la superficie y tonifican aún más los músculos.

Antes de salir a correr, deberás realizar una serie de ejercicios y estiramientos especializados en fortalecer las pantorrillas y el arco del pie. Así evitarás lesiones y molestias futuras.

Algunas investigaciones ya han apuntado que este tipo de running puede mejorar el equilibrio, la elasticidad, la cadencia y la estabilidad, además de conseguir que el pie apoye de manera más sutil. Practicando este deporte, además, fortalecemos los tobillos, ya que permite un ejercicio más completo.

Gracias a esta técnica, también se mejora la postura, se reequilibran las tensiones corporales, se aumenta la percepción sensorial del entorno, se ahorra energía y se consigue una carrera mucho más rápida y eficiente.

Uno de sus beneficios más importantes es que no altera el ángulo del pie, por lo que las personas que corren descalzas pueden desarrollar una mejor técnica, consiguiendo reducir las lesiones y las molestias. ¿Por qué? Al no utilizar zapatillas, el pie puede relajarse sin elevar el talón, y la espalda también se alinea. El impacto, que se realiza con la parte media del pie, amortigua de una forma más eficaz, permitiendo que no sea tan intenso.

Si no te atreves directamente a salir a correr descalzo, comienza por andar. Así tus pies podrán descansar de la presión de los zapatos y contribuirás a la mejor oxigenación de estos. Además, caminar sobre la arena permite mejorar la circulación. ¿Por qué no lo pruebas?


Tags:

María Moreno Sierra

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.