Noticias

3 pasos para iniciarte en Mindfulness y aumentar tu productividad laboral

      
3 pasos para iniciarte en Mindfulness y aumentar tu productividad laboral.
3 pasos para iniciarte en Mindfulness y aumentar tu productividad laboral.  |  Fuente: Shutterstock

La moda del Mindfulness se debe a la experimentación de un ritmo acelerado propio del siglo XXI, siendo el estrés nuestro mayor enemigo. La técnica consiste en centrarse en el momento presente, eligiéndolo como una filosofía de vida para lograr una conexión interior que nos aleje de los pesares cotidianos. Si no sabes por dónde empezar, te presentamos algunos pasos para iniciarte en Mindfulness y aumentar tu productividad laboral, uno de los efectos directos de esta sana práctica.

¿Quieres aprender sobre estrés y ansiedad humana?

Más info

1. Administración

Meditar no es una tarea sencilla para quienes incursionan en el área, de hecho las personas que empiezan con Mindfulness tienen problemas para encontrar el momento adecuado del día para realizar los ejercicios. El mandato social de mantenernos en actividad continua para no perder el tiempo en acciones sin resultados visibles, dificulta la meditación porque estamos entrenados para huir tanto del aburrimiento como de la falta de productividad, o lo que entendemos por ella.

Sin embargo, la atención plena del Mindfulness es una práctica que no tiene esos resultados inmediatos o evidentes que buscamos, pero posee múltiples beneficios en el mediano plazo. Lo ideal es comenzar con pocos minutos al día e ir subiendo la carga horaria, ya que intentar llegar a 30 minutos en la primera sesión solo logrará que abandones la actividad. Comienza con 5 minutos al día en un rato libre, auméntalos a 10 la siguiente semana y así progresivamente hasta que alcances entre 20 y 30 minutos diarios, un mínimo razonable para disfrutar los efectos relajantes de la meditación.

2. Voluntad

Es una obviedad que se pierde en los primeros intentos de hacer Mindfulness, si te frustras porque no puedes lograr los objetivos propuestos. Como toda actividad, requiere práctica y paciencia que no surgen automáticamente sino que se debe entrenar. Quizá te imagines un rincón aparatado de la casa con música clásica ambientando el momento, tules en el piso, velas aromáticas y un libro de posiciones de yoga. La realidad es que apenas necesitas estar cómodo en un sitio tranquilo, cerrar los ojos y atender a tu respiración.

Los adornos pueden ayudar o distraer dependiendo de la persona, pero es recomendable que empieces de forma sencilla pues tampoco se necesita montar un escenario de ritual para practicar Mindfulness. La actividad consiste simplemente en conectarte contigo mismo a través de la respiración pausada (te recomendamos la respiración diafragmática), siendo consciente del presente y dejando de lado las preocupaciones cotidianas que te generan estrés.

3. Control

Todos tenemos la mente en diversos problemas que necesitamos resolver, algunos más complejos, otros más urgentes y otros más triviales. Es normal que no puedas concentrarte pensando en la lista de la compra, el examen de mañana, la reunión de trabajo de la próxima semana o cualquier otra situación que te genere ansiedad. El Mindfulness es una técnica para mover los problemas hacia un rincón de la mente que está en reposo, al menos durante unos minutos. Si un pensamiento inquietante para ti se cruza por tu cabeza, ejercítate siendo consciente de lo nervioso que te encuentras centrándote en la respiración acelerada y la importancia que tiene esa tarea.

Comprender tu estado actual te ayudará a desacelerar la respiración, acción que traerá aparejada la normalización del ritmo cardíaco, la pesadez del cuerpo en reposo y la paz que se siente cuando llegas a la relajación. Prueba tensionar distintas partes del cuerpo por turnos durante pocos segundos, focalizándote en cómo te sientes cuando aflojas los músculos contraídos. Verás cómo progresarás cada día, sumando minutos y demorando menos tiempo en alcanzar la calma que te permita enfrentar la nueva jornada laboral en un excelente estado físico y emocional.

¿Quieres aprender sobre estrés y ansiedad humana?

Más info

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.