text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

5 hábitos de las personas puntuales

      
 5 hábitos de las personas puntuales.
5 hábitos de las personas puntuales.  |  Fuente: Shutterstock

Ser puntual no es un don sobrenatural que tienen algunas personas, sino que es un hábito desarrollado a través de acciones cotidianas para prever situaciones inesperadas. La constancia y la disciplina son fundamentales para hacer que tu tiempo rinda, por lo cual debes comprometerte contigo mismo. Te ayudamos brindándote consejos para desterrar el hábito de llegar tarde y comenzar a ser puntual, mejorando la reputación ante tu jefe, profesor e incluso antes tus amigos.

1. Son realistas

Las personas puntuales cultivan una actitud realista en su vida, agregando minutos a sus planes para asegurarse de que cuentan con tiempo extra. Para saber exactamente a qué hora poner en marcha la planificación y cuántos minutos añadidos necesitas, puedes llevar la cuenta del tiempo que tardas cada mañana en estar listo para salir de tu casa.

Practica este ejercicio durante una semana y una vez que tengas el veredicto, agrega tantos minutos como consideres. Seguidamente, consulta a qué hora fijaste tu alarma y si coincide con el tiempo que tardas en irte. Recuerda realizar el estimativo con los minutos extras incluidos.

2. Evitan procrastinar

Postergar lo que debes hacer es una manera segura de tener más trabajo después, lo que te retrasará. La anticipación es la clave de la puntualidad, que implica lidiar con lo inesperado. Preparar la vestimenta que usarás el día siguiente, cocinar tu almuerzo en la noche anterior, revisar la programación que llevas en la agenda e irse a la cama temprano, son algunas formas de evitar la procastinación y centrase en ser puntual. “No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy”.

3. Programan sus tareas

Actualizar los calendarios con eventos, reuniones, exámenes, plazos de entrega y fechas importantes, es fundamental para conocer cada una de las actividades que tienes durante la semana y programarte en base a ello. Por otra parte, prueba otorgar un lugar específico para los elementos indispensables, como las llaves, un bolso, una gafas de sol y una vianda. Recurrirás a ese sitio cada mañana de modo que nada importante se te olvide.

4. Se anticipan a los retrasos

Los inconvenientes afloran en la calle cuando la mayoría de las personas trabajan en los mismos horarios, por lo que se producen embotellamientos de tráfico, los buses y metros quedan repletos, puedes olvidarte de algo en tu casa o incluso perderte si te toca encontrarte con alguien en un sitio desconocido. Si te diriges a un lugar que queda a 10 minutos, entonces sal de tu hogar 25 minutos antes de la hora de arribo.

5. Saben manejar la inactividad

Llegar más temprano implica que te sobran unos minutos en los cuales estarás inactivo. Las personas puntuales no tienen conflictos con la pasividad, porque entienden que es mejor adelantarse unos minutos que hacer esperar a los demás, irrumpir en una clase o retrasarse en su trabajo diario. Ve preparado con batería en tu móvil para ingresar a las redes sociales, chequea tu correo, carga un libro o simplemente aprovecha el tiempo para relajarte.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.