Noticias

Las 10 preguntas trampa en una entrevista de trabajo

      
Evita ser descartado en el próximo proceso de selección
Evita ser descartado en el próximo proceso de selección
  • Enfrentarte a una entrevista de trabajo sin haberla preparado antes es un riesgo que no necesitas correr.
  • Dudar a la hora de responder en una entrevista de trabajo puede ser un error que puedes evitar.
  • Recuerda que una mala entrevista puede frustrar tu intento de conseguir el trabajo que quieres. 

Has pasado meses enviando currículums a todas las ofertas de empleo que has podido encontrar, has seguido todos los consejos para que tu búsqueda sea un éxito y ha llegado el momento. Tienes tu primera entrevista de trabajo y ahora es cuando todo te parece más complicado. Es cierto que el enfrentarse cara a cara al entrevistador puede resultar intimidante en algunas ocasiones. No solo tienes que dar una buena imagen y vender bien tus cualidades. Además piden que hables de ti, algo que igual no se te da muy bien... Y a veces hacen esa clase de preguntas. Sí, esas que te hacen dudar y que no sabes cómo responder. 

Así que lo mejor que puedes hacer es preparar bien la entrevista, algo fundamental si quieres tener más posibilidades que el resto de candidatos. Son muchos los factores a tener en cuenta, el lenguaje corporal, el tono que empleas para hablar e incluso la forma en la que vas vestido puede tener un peso decisivo en la impresión que causes a tu entrevistador. Pero hay otro filtro más que tendrás que pasar y que deberías tener muy en cuenta. Esas preguntas, las preguntas trampa sobre las que todo el mundo nos advierte pero nadie parece conocer del todo.

Nosotros hemos recopilado las 10 más comunes para que puedas prepararlas de cara a tu próxima entrevista. 

1. ¿Qué es lo que te gusta de nuestra empresa?

Parece fácil pero no lo es. Lo sencillo a la hora de esta pregunta sería elogiar a la empresa, un par de palabras amables y solucionado. Pero no es así, cuando te la hagan debes dejar claro que conoces bien la empresa y tienes un verdadero interés por trabajar en ella más allá del sueldo que ofrezcan.

2. ¿Qué es lo que te ha llevado a buscar otro empleo? ¿Qué es lo que no te gusta del actual?

Podríamos considerar que son dos preguntas separadas, pero una lleva consigo la otra. Esta es en la que más fallos se suelen cometer. A veces, si tu situación laboral en otra empresa no es buena, puedes cometer el error de dejarte llevar y hablar mal de la empresa o de lo que haces en ella. Lo mejor que puedes hacer es decir que necesitas un nuevo reto profesional o crecer como trabajador, así evitarás que crean que puedes ser un empleado conflictivo.

3. ¿Qué es lo que estás buscando?

Olvida por completo el dinero y cuéntale qué es lo que te atrae realmente de la empresa, o qué reto puede plantearte que te resulta tan atractivo como para pensar en el cambio.

4. ¿Cuánto tiempo esperas trabajar en nuestra empresa? 

¿Cuánto tiempo? El máximo posible. Las empresas no se arriesgarán a contratar a alguien que no vaya a comprometerse con el trabajo o que vaya a irse en cuanto le ofrezcan un sueldo un poco mejor. 

5. ¿Dónde quieres trabajar realmente y en qué puesto?

Nunca deberías caer en esta pregunta y sin embargo mucha gente lo hace. ¿Dónde? En esta empresa. ¿En qué puesto? En el que figuraba en la oferta de trabajo que me ha traído a esta entrevista. De lo contrario puede dar la sensación de estar únicamente de paso por la empresa.

6. ¿Has conseguido algún logro profesional?

Sí, lo has hecho aunque no lo creas, pero lo más habitual es que los candidatos duden y pierdan parte de su credibilidad. Ten confianza y resalta algún episodio positivo que hayas vivido en tu anterior trabajo.

7. ¿Cuál es tu reacción al recibir una crítica?

"Buena" no es una opción de respuesta. Explícale que crees que pueden ayudarte a mejorar como trabajador y puedes aprender de ellas.

8. ¿Sabes trabajar bajo presión? ¿Manejas bien las situaciones de estrés?

No dudes ni respondas de forma negativa. Intenta ofrecer una solución, la manera en la que abordarías una situación de ese tipo. Si no es así... Igual no es este el trabajo que estabas buscando.

9. ¿Podrías liderar a un equipo?

Las habilidades de liderazgo están cada vez más valoradas por las empresas así que puede que oigas esta más de una vez. Puedes responder que liderar es un reto que asumes y que te motiva poder ofrecer algo positivo a los demás.

10. ¿Qué es lo que puedes aportar a nuestra empresa?

Este es el momento en el que debes convencer a tu entrevistador de que realmente te interesa la empresa. Habla de cómo aplicar tus habilidades en los campos que te permite el puesto al que optas y lo que supone para ti poder formar parte de algo así.

Accede a las últimas ofertas

Ingresa tu CV

Como ves preparar bien tu entrevista de trabajo puede ser un punto clave para que tengas éxito. No lo dudes y empieza hoy para que puedas triunfar en tu próxima entrevista. 



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.