Noticias

Hay que ejercitar la felicidad

      
Banco: stock.xchng Foto: Marinka van Holten
Banco: stock.xchng Foto: Marinka van Holten

Jaume Sanllorente, un periodista catalán que tras un viaje en la India fundó una ONG en favor de los niños de los arrabales de Bombay y que participó del encuentro dijo que "un porcentaje importante de nuestras angustias son cárceles que hemos construido nosotros mismos, y somos nosotros los que podemos encontrar la llave para salir de ellas".

En su opinión, se trata de un estado mental, una forma de ser y de ver la vida que debe ser trabajada y que "no funciona si nos preocupamos sólo de nuestra propia felicidad; cumplir el amor altruista es el camino a la felicidad”, aseguró.

El monje budista Matthieu Ricard, oficialmente el más feliz del mundo según pruebas del laboratorio de Neurociencia Afectiva de la Universidad de Wisconsin, así como también la religiosa Lucía Caram coincidieron en la necesidad de ejercitar la felicidad. Aseguran que es posible alcanzar ese estado en pleno si nos damos a los demás de manera altruista.

"Prueba de ello es que podemos estar en un paraíso y ser desgraciados, que hay mucha gente que lo tiene todo para ser feliz y no lo es", dijo Ricard.
"Ser feliz es más fácil de lo que pensamos y mucho mejor de lo que nos lo pintan", aseguró Sanllorente.

Caram, monja contemplativa del convento de las Dominicas de Manresa (Barcelona) que ha puesto en marcha una ONG para atender a los niños en la región argentina de Tucumán también ha argumentado que "el secreto de la felicidad está más en dar que en recibir".

“No funciona si nos preocupamos sólo de nuestra propia felicidad; cumplir el amor altruista es el camino a la felicidad", explicó Ricard.





Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.