Noticias

Trabajar en exceso aumenta el riesgo de alcoholismo

      
Fuente: Shutterstock

Trabajar en exceso puede tener efectos nocivos para la salud, esto no es secreto. Sin embargo, ahora un nuevo estudio liderado por Marianna Virtanen, investigadora del Instituto de salud ocupacional de Helsinki de Finlandia, afirma que las personas que trabajan más de 48 horas semanales tienen un riesgo mayor de convertirse en alcohólicos. De hecho, la Unión Europea recomienda no trabajar más de 48 horas a la semana, medida que apoyan los científicos finlandeses.

 

 

Lee también
» 3 de cada 4 españoles no recibe remuneración por las horas extra
» 5 señales de que trabajas demasiado
» 5 afecciones generadas o exacerbadas por el estrés

 

 

Salir tarde de la oficina vacía tras una jornada de 12 horas, estresado, con el deseo de salir de cañas al bar para olvidar los problemas por un tiempo es una situación común para muchos. El problema radica en la frecuencia con la que se lleve a cabo esta actividad, ya que la repetición constante produce efectos nefastos, afirma el estudio publicado en el British Medical Journal (BMJ). El consumo de riesgo es aquel que implica el consumo habitual de más de 14 bebidas semanales para las mujeres y 21 para los hombres.

 

 

De acuerdo a la autora principal del estudio, Marianna Virtanen, “algunos beben alcohol para aliviar el estrés, la depresión o los problemas de sueño", y si bien unas cervezas pueden aliviar a corto plazo el estrés, el alcoholismo produce efectos muy nocivos en la capacidad de trabajar, entre ellas el absentismo laboral y la ineficacia. Asimismo, la ingesta en exceso de alcohol incrementa el riesgo de padecer enfermedades de hígado, cáncer, derrames cerebrales, enfermedades coronarias y trastornos mentales.

 

 

Los antecedentes del estudio

Si bien algunos estudios han ahondado en el consumo de alcohol, ésta es la primera revisión sistemática de los estudios que exploran el vínculo entre el exceso de trabajo y el riesgo de alcoholismo. Una de las investigaciones previas realizadas sobre 333.693 personas de 14 países diferentes, sostiene que las largas jornadas aumentan el riesgo de alcoholismo un 11%, mientras que otro conducido con 1000.602 sujetos de 9 países estimó un riesgo del 12%. 

 

 

Asimismo, hay 18 otros estudios proespectivos que han descubierto que trabajar más de 49 horas semanales aumenta la tendencia del abuso de alcohol: quienes trabajan de de 49 a 55 horas a la semana tienen un riesgo un 13% mayor, y quienes trabajan más de 55 horas padecen un aumento del riesgo en un 12%. Los investigadores finlandeses no han descubierto diferencias de género, etarias, de lugar de procedencia o nivel socioeconómico.  

 

 

La influencia del entorno laboral

Las conclusiones del estudio escapan a la medicina e impactan las políticias públicas que regulan las jornadas de trabajo en Europa, que son las que deben intervenir para evitar el aumento de personas alcohólicas a raíz de este fenómeno. Para los investigadores finlandeses “el entorno de trabajo es importante para poner en marcha estrategias de prevención del abuso de alcohol porque más de la mitad de la población adulta está empleada”.

 

 

El artículo publicado en BMJ está acompañado de una editorial escrita por la investigadora de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard, Cassandra A Okechukwu, donde expresa que la regulación de las horas de trabajo puede ser una medida eficiente para prevenir la violación de las normas que regulan las jornadas, donde cada vez más trabajadores se ven presionados para violarlas.

 



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.