Noticias

Aprende a hacer las mejores diapositivas de la clase

           Autor: María Moreno
Aprende a hacer las mejores diapositivas de la clase
Aprende a hacer las mejores diapositivas de la clase  |  Fuente: Universia
  • Las diapositivas no son una copia del trabajo, utiliza solo palabras y expresiones que destaquen tu discurso.
  • Los gráficos y las imágenes deben ser grandes, nítidas y de buena calidad.
  • Utiliza solamente las diapositivas que sean imprescindibles, alrededor de unas 8 por presentación.

Todos los alumnos universitarios deben hacer alguna presentación a lo largo de su carrera estudiantil, al menos durante la muestra del Trabajo de Fin de Grado o Máster. Por ello, es fundamental estar preparado y aprender a hacer unas dispositivas de calidad que llamen la atención de la audiencia. ¿Quieres que tus presentaciones sean de 10? Sigue leyendo.

Las dispositivas son esas proyecciones que todo estudiante utiliza para apoyar su trabajo, ya que estas transparencias logran aumentar el interés del público y facilitan la comprensión del mensaje; siempre que estén bien hechas, por supuesto.

¿Cómo te llevas con la presión?

Descúbrelo con este test gratuito

Las dispositivas deben ser bonitas, limpias y claras, aunque el consejo más importante es que tienes que hacerlas pero no necesitarlas. Me explico. Si el texto es correcto, manejas la comunicación no verbal y te explicas con claridad, la audiencia no necesitará las diapositivas para engancharse en la exposición. Si no sabes llegar a la audiencia, estas serán tu mejor aliado.

  1. Estudiante prevenido, vale por dos. Lleva siempre las dispositivas en un pen drive que esté vacío y libre de virus, pero también es recomendable copiarlos en un segundo pincho y subirlos a la nube. Así tendrás menos probabilidades de perder la presentación o encontrarte con problemas de última hora.
  2. Las diapositivas solamente deben contener palabras, frases y expresiones destacables, así como gráficos o imágenes que impacten a la audiencia y llamen su atención. Nunca hagas un copia y pega del trabajo ni llenes las presentaciones con textos largos.
  3. Eso sí, la imágenes y los gráficos deben ser grandes, nítidos y de buena calidad. De nada sirven si son ilegibles, ya que no aportarán ningún valor a la presentación.
  4. Los expertos aconsejan que solamente se utilicen las diapositivas que sean imprescindibles, y que nunca se proyecten más de 8 diapositivas para presentaciones de unos 20 minutos, jamás debiendo superar las 15 o 20 transparencias. Lo ideal es crear una diapositiva para la portada, otra para cada parte del trabajo, una para las conclusiones y la última destinada a los agradecimientos. 
  5. Las diapositivas deben hacerse para facilitar la comprensión de la audiencia, y no para que el ponente tenga una guía durante la exposición. Si no estás seguro con la presentación, diseña pequeñas tarjetas y consúltalas de reojo si vas a perder el hilo del discurso.

Ya lo hemos comentado anteriormente, pero nada de esto servirá si no controlas la comunicación no verbal y te comunicas con fluidez. ¿Tienes miedo a hablar delante de la clase? Ten cuidado, ya que la ansiedad puede convertirse en fobia a exponer en público.



Tags:
María Moreno

María Moreno

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.