Noticias

Cómo Juego de Tronos puede ayudarte a sobrevivir en la universidad

           Autor: María  Moreno
Cómo Juego de Tronos puede ayudarte a sobrevivir en la universidad
Cómo Juego de Tronos puede ayudarte a sobrevivir en la universidad

Juego de Tronos es la serie de televisión basada en las novelas Canción de hielo y fuego de George R. R. Martin. Su éxito es tal que ya son muchos los que la catalogan como la mejor serie de la historia emitida hasta el momento, una posición que parece bastante complicada de discutir. Game of Thrones narra las luchas dinásticas que mantienen varias familias nobiliarias para lograr sentarse en el trono de hierro. De ellos, también de los Lannisters y los Frey, puedes aprender si quieres sobrevivir a tu etapa universitaria.

Hay ocasiones en las que parece que el mundo está en tu contra (si no que se lo digan a John Snow). Has suspendido ese examen que llevabas (o creías) tan bien preparado, no llegas a tiempo para presentar el proyecto y encima has discutido con tus compañeros. No te rindas, ya que en la perseverancia está la victoria. Consigue solucionar todos tus problemas y aprobar las asignaturas pendientes enfrentándote a la vida con determinación y positividad.

Una de las primeras reglas que aprenderás en la universidad es que no estás en el instituto; las cosas son muy distintas aquí. Quizás en bachillerato sacabas estupendas notas sin apenar abrir un libro, pero en la uni tendrás que hincar los codos si quieres superar el curso sin llevar asignaturas pendientes. No armes un escándalo si en el tablón de notas ves que tienes un 2, tampoco es el fin del mundo. Déjate de dramas y de lloriqueos y estudia más en el siguiente semestre.

A pesar de que tus calificaciones no hayan sido lo esperado, debes evitar ser demasiado duro contigo mismo. Así solamente conseguirás entrar en una vorágine de estrés, ansiedad y tristeza. Apóyate en tus compañeros y tus profesores si no sabes algo o no estás seguro de cómo continuar. Si lo necesitas, pide ayuda al orientador del campus. 

En la universidad aprenderás una profesión, una serie de conocimientos y habilidades que te permitirán ingresar con éxito en el mundo laboral. Sin embargo, las aulas abarrotadas de alumnos también favorecerán el desarrollo de tu improvisación. En el colegio te ponías rojo si el profesor te preguntaba y no te sabías la respuesta, pero en la universidad te sentirás libre para expresarte como quieras, aunque no tengas ni idea de lo que estás diciendo. ¿Verdad, Tyrion?

Seguro que has escuchado más de una vez el término de networking. Este neologismo se refiere a esa buena y bonita tradición de hacer amigos, los cuales pueden echarte una mano en clase o en el trabajo. Recuerda ser amable y educado con todos los compañeros, ya que no sabes cuando uno de ellos te podrá ayudar a conseguir un empleo, por ejemplo. Olvídate de hablar mal de la gente, de cuchichear o de faltar al respeto a cualquier miembro de la comunidad universitaria. Haz, en definitiva, todo lo contrario que Cersei.

La biblioteca se convertirá durante estos años en tu segunda casa. Más de un día a la semana tendrás que coger algún libro, hacer fotocopias o quedar con compañeros para hacer un trabajo. Por supuesto, también será tu espacio para estudiar entre clases. Si no quieres amargarte todos estos años, haz como Sam y aprende todos sus entresijos.

Y, por supuesto, otro lugar importante dentro del campus es la cafetería. Mucho se habla de las partidas de mus, de las fiestas y de los cafés con amigos, aunque la cafetería será algo más. Para muchos estudiantes este edificio es su santuario, ya que la comida suele estar bastante buena (sobre todo a comparación de las comidas que os hagáis vosotros mismos). Son muchos los alumnos que nunca han cogido una sartén, por lo que la comida de la uni será el único alimento caliente que se echen a la boca. Las cenas... con una latilla y un poco de pan, estarán solucionadas. ¿No lo crees? Pronto tú también comerás con la misma cara de felicidad que pone Arya Stark.

No puedes dejar la universidad sin haber participado en uno de los proyectos más interesantes que ofrece nuestro país, el Erasmus. Dedica este tiempo para mejorar un idioma, conocer una cultura y salir del nido. Ya sé que estáis muy bien en casa o en el piso de alquiler comiendo los tupper que manda mamá cada fin de semana, pero esta es una oportunidad de lujo para que empecéis a crecer como persona. No lo dudes. ¡Vuela!

La universidad es, además, ese lugar en el que puedes sentir todas las estaciones en un mismo día. En las aulas posiblemente haga calorcete, los laboratorios estarán más bien fríos, en la cafetería sudarás y en el campus, que deberás recorrer para ir de una clase a otra, te mojarás en los días de lluvia. Sé precavido y supera tus años universitarios sin acatarrarte. Lleva siempre en la mochila unas gafas de sol, una chaqueta y un paraguas

Claro que en la universidad también harás amigos estupendos, de esos que duran para toda la vida y en los que confiarías tus mayores secretos. Aprovecha tu etapa universitaria para salir de fiesta y disfrutar con ellos. Además, ¿quién ha dicho que ir a la universidad tiene que ser aburrido? Si sabes sacarle partido, vivirás los mejores años de tu vida.



Tags:
María Moreno

María  Moreno

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.