Noticias

Formas de ahorrar (aún siendo mileurista)

           Autor: María Moreno Sierra
Formas de ahorrar (aún siendo mileurista)
Formas de ahorrar (aún siendo mileurista)  |  Fuente: Flickr

Los expertos afirman que todo el mundo, independientemente de su sueldo, puede ahorrar y lograr cierta calidad de vida en un futuro. El truco está en planificar correctamente las finanzas, estableciendo los planes a corto, medio y largo plazo. ¿Cómo es posible? Aprende a ahorrar con estos trucos. Sí, también podrás hacerlo aunque seas mileurista.

En primer lugar es necesario conseguir un balance positivo en las cuentas. ¿Cómo? Muy sencillo, aumentando los ingresos o reduciendo los gastos. Si no quieres o puedes buscar otro empleo, tendrás que comenzar a recortar. 

Una vez que tus cuentas estén en positivo, es tiempo de pensar en tus objetivos. Las metas se dividen en tres categorías: corto plazo (unas vacaciones en la playa, una nueva televisión...), medio plazo (comprarse un coche, remodelar la cocina o hacer un viaje intercontinental) y largo plazo (adquirir una vivienda o conseguir un colchón para la jubilación). Si quieres conseguir los objetivos a medio y largo plazo, seguramente tengas que comenzar a reducir las metas inmediatas, todo aquello que forme parte de la primera categoría.

El ahorro debe ser considerado como un gasto más del mes.

Los gastos se pueden dividir en necesarios, prescindibles y superfluos. Comienza identificando estos últimos y tachándolos hoy mismo de tu lista. ¿Qué son estos gastos? Las cuentas Premium, la televisión de pago o todos los extras que pagamos de gimnasio o teléfono. En esta categoría pueden englobarse todas esas cosas que pensamos que nos hacen feliz, aunque en verdad no perdemos calidad de vida al prescindir de ellas.

No esperes a terminar el mes, sino que nada más cobrar deberás destinar una cantidad fija para el ahorro. Los expertos recomiendan seguir la regla 50-30-20, utilizando una parte siempre para el seguro de emergencia. Porque las desgracias no vienen solas y el pago de la matrícula suele coincidir con que se te ha roto el coche, te han subido el alquiler y comienza a fallar la lavadora. Para no tener que recurrir a esos préstamos que vemos en la televisión (los cuales no son nada recomendables), lo mejor es crear un colchón para imprevistos. 

Y por último, es importante pensar en la jubilación. Cuánto antes empieces a ahorrar, mejor, ya que llegarás más tranquilo a esa época tan deseada. Seamos conscientes de que ninguno de nosotros tendremos pensión del Estado, tal y como ahora la conocemos, así que comienza guardando el 10% de tu sueldo en una cuenta destinada solamente a este fin.

Somos conscientes de que no es fácil, y muchas familias hoy en día llegan, si lo consiguen, raspando a final de mes. Sin embargo, siempre que puedas, debes hacer el esfuerzo, ahorrar y pensar que siempre pueden llegar períodos peores.



Tags:

María Moreno Sierra

Soy una treintañera madrileña cuya vocación siempre ha sido la comunicación. San Agustín dijo: "El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página". Yo no podría estar más de acuerdo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.