Noticias

¿Qué es y para qué sirve Internet de las cosas?

      
¿Qué es y para qué sirve Internet de las cosas?
¿Qué es y para qué sirve Internet de las cosas?  |  Fuente: Shutterstock

El Internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) es un realidad que ya estamos viviendo pero su efecto se intensificará en los próximos años. Implica la interconexión de objetos a un nivel que apenas podemos imaginar, incluso existirán más cosas conectadas a la red que personas. Te contamos qué es el Internet de las cosas y para qué sirve, de modo que te prepares para lo que se viene.

¿Te interesa la temática Internet de las Cosas?

¡Consigue una beca para formarte en el área!


Así funciona Internet de las cosas

Es la interconexión digital de cualquier objeto cotidiano con Internet, tornándolos en objetos inteligentes capaces de ejercer autonomía para la resolución de problemas. Quienes poseen un Smartphone hacen uso de IoT a diario probablemente sin enterarse, pues conectan televisores para ver una serie de Netflix que se está reproduciendo en el móvil, cámaras utilizadas como videovigilancia a la distancia o hasta los últimos modelos de neveras.

Una lavadora inteligente es capaz de limpiar la ropa pero también programarse sin una presencia humana cerca, entregar estadísticas de eficiencia y consejos para mejorar el uso. Sin embargo, un par de aparatos conectados a IoT no otorgan gran información, se requerirán ciudades enteras conectadas para generar reportes de big data que repercutirán en asuntos globales como la sostenibilidad. Optimizará el comportamiento individual respecto al uso de aparatos pero también el rendimiento general.


Qué esperar de Internet de las cosas

Imaginemos tu rutina mañanera dentro de pocos años. Suena la alarma y coges el móvil para ver tus estadísticas de sueño. Te levantas de la cama en dirección a la cocina donde te espera el café recién hecho porque la cafetera sabe a qué hora amaneces. Abres la nevera para elegir tu desayuno y te avisa que algunos alimentos expirarán, además de que se te están acabando otros que usas con frecuencia. La nevera envía una alerta a tu supermercado de confianza para hacer un pedido, mientras te lavas los dientes con un cepillo inteligente que detecta una caries y agenda una cita con tu dentista. A grandes rasgos, es lo que podrías esperar del futuro de Internet de las cosas.

En un nivel macro la eficiencia de los hogares se trasladará a un mundo donde no se extraviarían objetos porque estarían plenamente identificados pues ellos mismos ofrecerían su ubicación exacta. Los productos agotados en stock, los precederos o las medicinas caducadas serían un problema del pasado porque sabríamos qué se requiere en cada momento. Ya no tendrías que solicitar toallas extra en los hoteles porque ellas mismas enviaron una notificación a recepción, las oficinas siempre tendrían papel de impresión y los ataques cardíacos podrían prevenirse con datos almacenados en el móvil.

De acuerdo con la empresa estadounidense de tecnologías de la información, Gartner, 26 mil millones de objetos estarán adaptados a Internet de las cosas para 2020. El sueño de un mundo inteligente capaz de administrar eficientemente sus recursos comenzaría a asomarse, aunque en las primeras etapas el costo de la tecnología limitará el acceso a un público que pueda costearlo. Actualmente existen millones de personas que aún no tienen conexión a Internet, por lo cual el mundo IoT no acortará las brechas sociales ni aliviará los crímenes cibernéticos que afloran a la par de los avances tecnológicos, aunque podría resolver algunos problemas de administración para minimizar la falta de alimentos o medicamentos en la población más vulnerable.

¿Te interesa el internet de las cosas?

¡Consigue una beca para formarte en el área!


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.